El mundo rural y la economía en España.


Si viajas a zonas rurales y agrícolas y, además, escuchas a la gente se repite hasta la saciedad unas cuantas frases:

"Solo se acuerdan de nosotros para votar" o "los pueblos se mueren" o "aquí solo gana dinero el intermediario". 

Y pensando sobre estos temas, una realidad es que ni la "nueva política" ni "la vieja" hace el más mínimo esfuerzo para intentar mejorar este entorno. Durante los años de bonanza, es real que se incrementaron las infraestructuras, especialmente carreteras, incluso hasta extremos un tanto absurdos. Pero no se atajó, como en casi ningún sector, los problemas de fondo que eran más que evidentes.

Para hacernos una idea del tamaño del sector agrícola, ganadero y forestal, representa 25.000 millones de euros anuales de nuestro PIB (aprox un 2,4% de la economía global), algo más de un 90% de la superficie total. 

Es decir, un sector que genera pocos empleos y, en consecuencia, pocos votos. Pero que debería ser estratégico para un país como España donde la industria pierde fuelle y solo el "sector servicios" genera volúmenes de empleo. Una de las soluciones para el incremento de la industria en España pasa por transformar la materia prima que genera este sector.

Es difícil sintetizar todos los problemas que se mezclan en el sector primario Español, pero podría resumirlos en estos 7  puntos: 

1) Los políticos españoles son grandes desconocedores de la problemática y no se hace una política activa de transformación del sector.

2) El sector no ha conseguido organizarse para crear industria transformadora próxima que genere mayor valor añadido al productor ni tampoco en acuerdos globales de precio. 

3) Los costes de la logística internacional han bajado tanto que compensa mover toneladas de mercancía desde Argentina a España, por ejemplo, a menor precio que el producto nacional

4) La cadena de distribución tiene intermediarios que no asumen riesgos pero si beneficios por economías de escalas. Y esta organización del mercado, no ha sido rota por los productores. 

5) Los terrenos y producción agrícola solo son rentables si son heredados, lo que impide la llegada de nuevos productores pequeños que dinamicen el sector. 

6) Los procesos de internacionalización solo son rentables en mercancía de alto valor o transformada.

7) Y por último, la PAC, subvenciones Europeas al sector primario, he reducido el incentivo a la competitividad durante años.

Estos puntos, que pueden parecer simples, creo que recogen los grandes problemas del sector. La importancia del sector, de las zonas rurales, su potencial de creación de empleo, el impacto medioambiental del despoblamiento rural y el cambio climático, exigen que se planteen medidas urgentes para mejorar sus economías y empiece a recuperar población. 

Evidentemente, la diversificación de los negocios con la entrada del turismo rural, ha mejorado en cierta medida las economías locales pero no deja de ser un parche que oculta el problema real, el mundo rural agoniza ante la mirada de los turistas. Mientras nuestros políticos, todos "zurdos de azada", hablan de los transgénicos.


Seguiré escribiendo sobre este tema en próximas entradas.




No hay comentarios

Si quieres coger algo del Blog, puedes hacerlo si citas el propio blog. Con la tecnología de Blogger.